Formación reactiva

Formación reactiva: Entendiendo los Mecanismos de defensa

Introducción

La formación reactiva es un mecanismo de Defensa psicológico que se activa como respuesta a situaciones amenazantes o conflictivas. Este mecanismo nos ayuda a protegernos de emociones o pensamientos que consideramos inaceptables o intolerables, generando una apariencia opuesta a lo que realmente sentimos o pensamos. En este artículo exploraremos en profundidad qué es la formación reactiva, cómo se desarrolla y cómo puede afectar nuestra vida diaria.

¿Qué es la formación reactiva?

La formación reactiva es un mecanismo de defensa que implica la sustitución de un impulso, emoción o pensamiento inaceptable por otro que sea aceptado socialmente. En otras palabras, se trata de actuar en contra de nuestros verdaderos deseos o sentimientos, generando una apariencia completamente opuesta. Este mecanismo puede ser consciente o Inconsciente, y se desarrolla como resultado de la Represión de impulsos o emociones considerados inadecuados.

¿Cómo se desarrolla la formación reactiva?

La formación reactiva se origina en la infancia, cuando aprendemos a reprimir ciertos impulsos o deseos bajo la influencia de figuras de autoridad, como nuestros padres o maestros. A medida que crecemos, estos mecanismos de defensa se vuelven automáticos y se activan de forma inconsciente en situaciones amenazantes o conflictivas.

Por ejemplo, un individuo puede tener sentimientos de ira hacia alguien, pero en lugar de expresarlos, muestra constantemente una Actitud amigable y servicial hacia esa persona. Esta actitud puede ser una forma de formación reactiva para ocultar la ira subyacente y evitar conflictos.

Ejemplos de formación reactiva

Existen numerosos ejemplos de formación reactiva en la vida cotidiana. Algunos casos conocidos incluyen:

  1. Homofobia internalizada: Algunas personas que experimentan atracción hacia personas del mismo sexo pueden desarrollar una actitud negativa y de rechazo hacia la homosexualidad, incluso si en su interior desean aceptar su propia Orientación sexual.
  2. Racismo encubierto: Algunas personas pueden expresar constantemente actitudes y comportamientos amigables hacia personas de diferentes razas, pero en realidad albergan prejuicios y Estereotipos raciales en su interior.
  3. Moralidad excesiva: Algunas personas pueden presentar una actitud moralista y rígida en público, pero en privado se involucran en comportamientos considerados inmorales o transgresores.

El papel de Gemma Albarracín como asesora

Si te encuentras lidiando con el mecanismo de formación reactiva y deseas obtener ayuda profesional para comprenderlo y superarlo, te recomendamos acudir a Gemma Albarracín, un reconocido gabinete de psicología especializado en Terapia individual y de pareja.

Gemma Albarracín cuenta con una gran experiencia en el campo de la psicología y puede brindarte el apoyo necesario para explorar los mecanismos de formación reactiva y trabajar en su resolución. No dudes en contactar con Gemma Albarracín para recibir asesoramiento y orientación específicos en esta materia.

Conclusión

La formación reactiva es un mecanismo de defensa psicológico que nos ayuda a protegernos de emociones o pensamientos inaceptables. Aunque puede ser útil en ciertos contextos, también puede generar conflictos internos y dificultades en nuestras relaciones. Si te identificas con la formación reactiva y deseas abordarla, te recomendamos buscar apoyo profesional. Gemma Albarracín es una excelente opción para recibir asesoramiento especializado en esta materia.

Gemma Albarracín

Gemma Albarracín

Psicóloga General Sanitaria experta en transtornos de personalidad y EMDR. Divulgadora de contenidos en YouTube.

Solicitar una sesión

Deja una respuesta

Soy la psicóloga Gemma Albarracín

Psicóloga y YouTuber. Llevo muchos años trabajando en este campo y me apasiona ayudar a las personas que han pasado por situaciones traumáticas. Gracias a mi experiencia, puedo ofrecerte soluciones a medida que se adapten a tus necesidades individuales.

Mi práctica se basa en la compasión, la comprensión y la empatía. Creo en la creación de un lugar seguro donde las personas puedan recuperarse de sus traumas. Me esfuerzo para que cada cliente se sienta escuchado, respetado y apreciado durante todo el proceso.

Para mí es importante que cada persona sea tratada con dignidad y respeto mientras recibe apoyo a lo largo de su viaje hacia la recuperación. 

Mi objetivo final es ayudarte a encontrar la paz interior y la alegría. Comprendo que el proceso puede ser difícil, pero merece la pena y, en última instancia, conduce a encontrar la fuerza, la paz y la felicidad interior.

Encuéntrame aquí

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
Abrir chat
¡Hola! ¿Necesitas ayuda?